viernes, 29 de agosto de 2014

Creciendo

Fui creciendo con un "trauma" de infancia, en el que tuve que sufrir ese sin sabor de pasar por un abuso, donde viví en una finca, limpiando marranitos, ordeñando vacas, respirando ese aire del campo, lo menciono porque es desde esta etapa que recuerdo mi vida...

Crecí siendo la mayor, cuidando de mi hermano menor, mientras mis papas se ganaban la vida, vendiendo legumbres, todo para sacarnos adelante.

Crecí jugando carritos con mi hermano, jugando a la mama y al papa con mis amiguitas, viendo al Medellin, jugando futbol y montando triciclo.

Fui creciendo mientras estudiaba en un colegio de monjas, donde hacia mi mejor esfuerzo por ganar las materias, mientras en casa mis padres discutían, se peleaban y habían problemas por platas.

Fui creciendo sin figurar mucho en mi salón de clase, siendo una mas, no era linda y mas bien me considere siempre simple.

Fui creciendo con la ilusión de ser alguien mas, que la que ayudaba a sus papas a vender las legumbres y de cuyo trabajo me avergonzaba cuando estaba mas grande, prefería inventar historias que decir que mis papas vendían legumbres, mientras los papas y mamas de mis otras compañeras tenían oficios mas "dignos", "dignos", eso pensaba yo en ese entonces.

Crecí queriendo ser bonita, tener una mejor cara, mejor cabello y mejor cuerpo, pero siempre tenia que conformarme con mi cara larga, mis ojeras y mi cabello siempre recogido.

Mientras iba creciendo y terminando mi colegio, soñaba con entrar a la universidad y efectivamente lo logre, sin embargo no quise continuar en ella y me dedique a estudiar una técnica, o dos técnicas.

Seguía creciendo, pero cada vez con sueños mas ambiciosos, tener un trabajo, siempre quise trabajar en el Poblado (la zona play de Medellin), soñaba con viajar a todas partes, tener una pareja, independizarme, tener carro, casa y muchas cosas mas.

Y acá estoy, y acá sigo creciendo, suelo ser muy malagradecida y hasta pensar que no he conseguido nada, pero si haces un recuento de tu vida, te vas dando cuenta que pasito a pasito lo vas consiguiendo todo.

Ese trabajo que casualmente resulto ser en el Poblado, y que porque el Poblado, bueno este sitio te da una visión diferente de las casitas sin revocar, los carritos feos y la gente poco cortes que ves a diario, este sitio te da una visión diferente y eso es bueno, aprendí a valorar ese trabajo de mis padres, ese sufrido y muy digno trabajo que tuvieron mis padres para pagar mi colegio hasta poder finalizarlo, mi madre pagar mis técnicas hasta terminarlas y darme lo que tengo hoy, y mirarme hoy en la universidad intentando cambiar esa historia de las papas y las cebollas, tener una mejor calidad de vida y mejorar la de ellos que a la larga van mejorando con los años.

Acá sigo creciendo, con la esperanza de que así como en un tiempo soñé con un buen trabajo, en un buen lugar, una buena educación, una mejor figura entre otras cosas mas, pueda mas adelante seguir recogiendo los frutos de eso que poco a poco he ido sembrando, aunque a veces se me olvide por lo que he pasado y para donde voy.

(Después de todo crecer no es tan malo)

Eliiana García


lunes, 25 de agosto de 2014

¿A quien engaño?

Yo intento darme moral, intento escuchar a las personas, voy al psicólogo, leo libros, veo vídeos, para dizque subir el animo, la autoestima, cambiar la mentalidad, pero al final me encuentro con el mismo problema, semestre tras semestre, nada de esas materias me entra, nada, aunque pareciera estar muy atenta en clase, aunque pareciera entender, a quien engaño?, si no se por donde empezar los putos ejercicios, a quien engaño, si quizá en el fondo ya no quiero nada de esto que implique estudiar, a quien engaño si mi único propósito es graduarme para hacer mas dinero, para salir de esta miseria, ni siquiera es porque me guste, porque ya me harte de toda esta mierda.

Y si tengo rabia, y amo escribir con rabia, porque no me controlo, porque plasmo las cosas tal cual las siento, sin sutilezas, sin palabras rebuscadas, así como me sale y es que todo esto me sabe a mierda.

Aprovecha que tienes una novia ingeniera, decían, pero a quien engaño si no me aguanta, si ya no tiene la misma paciencia, si esos días en los que me insistía y me buscaba para estudiar se acabaron y todo por mi culpa, a quien engaño de sentirme positiva si estoy en lo mas profundo, dando patadas de ahogado, tratando de salir, pero cada semestre es hundirme un poco mas.

Y quizá escribir esto no va a arreglar mis problemas, como tampoco lo han arreglado ir al psicólogo, pensar positivo y sentarme a intentar hacer ejercicios, nada de eso sirve por que la mierda soy yo, la que no sirve soy yo y tendrían que cambiarme en cuerpo y alma para sacar algo bueno de mi.

Y que nadie venga a darme sus sermones de que !si se puede!, cuando nunca nadie estará en los zapatos de la otra persona, nunca, lo que para unos es fácil, para otros no, así de sencillo y es fácil hablar cuando ya lograste algo, que hablar cuando estas hundido.

¿A quien engaño?, a quien engaño, con eso del positivismos, de la buena energía , a quien?.. Si estoy harta!.

(así de sencillo!)

Eliiana García

domingo, 24 de agosto de 2014

Demostrar

Que difícil es esto de demostrar cuando nuestra mejor aliada es la distancia.

Llevo varios días siendo positiva, siendo optimista, tratando de ver que mas temprano que tarde las cosas van a estar a nuestro favor, que ya esperamos lo mas, podremos esperar lo menos.

Que hacer, cuando lo único que nos puede llenar son las palabras, en medio de toda esta distancia, donde no puedo decirte con una mirada que te quiero, donde no puedo suspirarte al oído, donde no puedo agarrar tu mano, apretarla fuerte, besarte, demostrarte... ¿Que hacer?, solo queda esperar y con unas cuantas palabras decir todo lo que quisiera hacer contigo, ¿y si me estoy cansando de esperar?, ¿y si ya no vale esto de las palabras?, ¿y si esa fuera la única forma de demostrar el amor?, ¿y si no se nada sobre el amor?, como mas se puede demostrar en la distancia, cuando la paciencia se agota y no sabes como mas hacer crecer una magia, hacer crecer un sentimiento y hacer feliz a alguien.

Supongo que ya ni me lees, tu no volviste a escribir en tu blog y nunca mas escuche un comentario sobre cada escrito que hago, supongo que yo también perdí la costumbre de pasarte el link de mis escritos, supongo que pasa el tiempo y uno esperaría que la persona vea lo que escribes, supongo y supongo, que perjudicial resulta suponer.

He pasado por días difíciles a pesar del optimismo, he pasado por días tristes y de soledad, he pasado por momentos en los que lo único que quisiera seria tenerla a mi lado, putos momentos que me destruyen el alma y el corazón, porque la paciencia por esperarla se me va al piso y comunicarnos resulta mas difícil, en este amor en el que pareciera que la única forma de demostrar algo es la comunicación, gracias a la distancia, a los mas de 500km que nos separan y a tantas obligaciones del tu por allá y yo por acá.

No se si aprenda a controlarme para no llegar a mis limites, no se si aprenda nuevas formas de demostrar y ya no se como hacer para demostrarle que la necesito tanto como puedo necesitar a Venus, a mi madre, la comida, la necesito tanto que hasta miedo tengo de que se entere de esta inmensa necesidad de ella, al fin y al cabo es una mortal mas, pero una mortal que necesito a mi lado para sentirme mas completa, mas alegre, mas viva y no se como demostrarle que todo este dolor, toda esta incertidumbre, todos esos malos ratos y malos días es por el hecho de que ella no este aquí...

O simplemente solo estoy siendo showcera y dramática, quizá ya no se demostrar nada y cada palabra es utilizada en mi contra.

(Y ya no se que hacer para darle estabilidad a este amor...)

Eliiana García

viernes, 22 de agosto de 2014

Viajar

Desde siempre viajar se ha convertido en una de las cosas que mas disfruto, incluso podría decir que si me gusta tanto la lectura es porque de cierta forma viajo...

Mis viajes eran cortos, a municipios a pueblos y alguna que otra vez a otro departamento, pero siempre los disfrutaba, incluso disfruto viajar de mi casa al trabajo, aunque me preocupe el hecho de que vaya a llegar tarde.

Si pudiera pasaría mi vida viajando y escribiendo, pero bueno ya saben, hay que estudiar, trabajar para luego poder viajar, o al menos en mi caso.

Desde que la conocí a ella, el gusto por viajar a incrementado y mas si es un viaje a Popayan y esa ciudad hermosa y antes desconocida para mi, quisiera todos los días dejar todo y simplemente viajar para encontrarme con ella, un avión, Cali, Popayan, o quizá decirle "nos vemos en algún otro lugar", pero viajar, cambiar, conocer, disfrutar.

Estoy a escasos días de viajar a Popayan y la espera se vuelve desesperante, el que espera desespera, dicen, y de por si soy desesperada, es el hecho de viajar, de cambiar, de ver el cielo desde el avión, las nubes como motitas de algodón, de sentir el susto cuando el avión arranca y la adrenalina cuando aterriza, de ver los paisajes, las carreteras, esa ciudad blanca, de verla a ella.

Viajar es una de las cosas que quisiera hacer todo el año, pero ya saben hay que trabajar, pero si espero que al año sea mínimo dos viajes largos y nuevos que realice, ella me lo ha dicho, también lo quiere y que mas dichoso que compartir el gusto de viajar con ella.

Viajar para sonreír, disfrutar, sentir olores y colores nuevos, perder la noción del tiempo, viajar tomando tu mano, viajar siempre a tu lado, viajar para estar a tu lado, viajar vivir.

(Mi lema cuando viajo sin ella, por ella o con ella ♥)

Eliiana García

miércoles, 20 de agosto de 2014

Ojeras

Creería yo que todos tenemos una parte del cuerpo con la que no estamos conformes, unos muy gordos, otros muy flacos, unos por bajos, otros por altos, unos quisieran tener mas nalgas, mas senos, la nariz perfecta, ojos claros... Yo, yo de cierta forma vivo conforme con mi cuerpo, me gusta mi estatura, me gusta mi contextura, ni muy flaca, ni muy gorda, mis senos no son grandes pero me gustan así, peques, me gustan mis pompis y aunque quisiera tener mejor abdomen o unas piernas mas tonificadas, en términos generales me gusta mi cuerpo, pero hay algo, un rasgo en especial por el que siempre me "quejo", aunque sea dentro de mi, mis ojeras...

No se cuantos remedios probé, cuantas cosas leí para curar las ojeras, papa rayada, manzanilla, corrector de ojeras, comidas, muchas cosas, pero ellas siguen ahí, hasta que yo con el paso de los días he aprendido a convivir con ellas y con el corrector de ojeras que no me puede faltar en el maquillaje, ellas están ahí, algunas veces mas pronunciadas que otras, oscuras, somo una sombra del alma.

Dice una imagen: "Las ojeras tienen historias que contar", y creo que las mías no serian una excepción, a parte de ser un poco de herencia, esa única herencia que podre tener ja!, pero que también tiene sus historias, sus desvelos, sus noches vacías, sus mañanas tediosas.

Hoy seria una de las cosas que quisiera corregir y eso implicaría corregir esas noches de lagrimas e insomnios, cuanto tiempo perdemos por alguien, por algo, por ideas absurdas, cuanto cansancio, cuanto desgaste, para que al pasar los años, solo lo  veas reflejado en tu rostro, cansado, ojeroso.

Lastimosamente para las personas que alguna vez me leerán, no, no tengo solución para las ojeras y sinceramente no se si la haya, pero solo puedo decir, que vale mas la pena descansar y tener el alma en paz, por que lo reflejaras en tus ojos y en tu sonrisa, que pasar noches de incertidumbre y a la mañana encontrarte triste, vacío y con ojeras.


Eliiana García

miércoles, 13 de agosto de 2014

Hermano

Hace algunos años pensé que haríamos muchas cosas juntos.

Uno a veces se hace ilusiones falsas, aunque ilusiones falsas es redundar mucho, ilusiones, son eso, solo ilusiones.

Siempre he sido una mujer que quiere muchas cosas y aspira a muchas cosas, aunque no tenga nada, quiza me la paso de ilusión en ilusión, de falsedad en falsedad.

A el lo veía como el único hombre que amaba, aun lo amo, pero la vida me mostró que hombres grandes e inteligentes hay muchos, y no hablo precisamente de mi papá, ni de mis compañeros de trabajo, mucho menos de amores o novios, hablo de muchos hombres que uno ve por ahí y admira.

Mi hermano tiene 21 años o 22 ya no se, no a terminado el bachillerato, vive con mis padres (al igual que yo), tiene una novia de dudosa procedencia (en realidad es porque no es que hablemos mucho o nos llevemos muy bien), y esta a escasos dos meses de ser papá.

Como nos cambia la vida, muchas veces lo he dicho, aunque pareciera que yo sigo en el mismo estado, muchas veces pensé en hacerme grande, tener dinero y vivir con mi hermano, comprarnos una moto o un carro, tener muchos videojuegos y pasarnos la vida jugando, riendo y compartiendo, ilusiones nada mas.

De esto solo me quedan las ganas de conseguirme una casa, un carro y muchos videojuegos aunque los tenga para mi sola, ¿que propósito tiene soñar tantas cosas con alguien que aspira a cosas diferentes?.

El se fue para Venezuela, se fue para el ejercito, aparentemente aun nos unían muchas cosas, sin embargo como nos cambia la vida, el, mi hombre, mi amor, mi hermano, simplemente cambio.

Mi vida es un desorden pero miro la de el y me parece peor, en que momento cambio tantas cosas?, quizá lo mejor de todo es que ahora el sea mas feliz y tenga mas cosas que yo, la bendición de un bebe supongo, algo que posiblemente yo no experimente, pero ahí esta el con sus cosas malas y buenas, viviendo lentamente su vida, construyéndola.

Y acá estoy yo, con el sinsabor de haber idealizado algo, alguien, a el, mi parcero, mi hombre, mi hermano, a veces me da guayabo, pero para eso escribo para sacarme un poco ese sinsabor, esa realidad y matar esa ilusión.

Que le vaya bien en su camino, que se ordene y sea un buen papá y que la vida le muestre el camino y no llegue a arrepentirse de sus decisiones y actos, después de todo es mi hermano y que Dios lo bendiga.

(Lo que me quedo... "Porque aunque seamos tan diferentes, somos el uno para el otro, y aunque tomemos rumbos diferentes, SIEMPRE estaremos unidos")

Eliiana García


lunes, 11 de agosto de 2014

Esa noche

La pasión es lo que mueve al mundo, somos mas felices y completos cuando hacemos algo que nos apasiona.

He estado pensando que no me puede faltar la pasión con ella, en esta relación y mas sabiendo todo lo difícil que ha sido.

Esa noche sabia que estaría con ella, estábamos cansadas, ella había tenido un largo viaje, yo esperaba ansiosa por ella, y celebraríamos mi cumpleaños.

La noche llego con mucha magia, un reencuentro, algo de baile y unas copas. Ahí estaba ella hermosa con su sonrisa y su mirada tierna, con su cuerpo, bailando conmigo, besándonos, acercándonos.

Esa noche la recuerdo con cierto cariño, porque fue acá en mi ciudad, porque hicimos el amor lento y rápido, seguramente antes he escrito sobre esa noche, pero hoy quise volver a plasmar con letras, cada beso, cada caricia, cada sonrisa, cada gemido, cada palabra de esa noche.

Después del baile y unas copas, estábamos ahí en la oscuridad de la habitación, frente a frente, sintiendo nuestros cuerpos y nuestras ganas, yo la besaba suavemente mientras ella estaba contra la pared, ahí la desnude, le quite toda su ropa, bese su cuello, sus senos, sentí su humedad, la sentí tan mía y yo solo me sentía de ella.

Entre beso y caricias, terminamos en la cama, acariciándonos y besándonos con mas pasión, sintiendo nuestra respiración, nuestro calor, nuestra humedad, cansadas del largo día, terminamos abrazadas, con nuestros cuerpos desnudos y las almas felices por esa noche que aun llevo grabada en mi.

(26-Jul-2013)

Eliiana García

martes, 29 de julio de 2014

Cumpleaños!

Hoy podría escribir todo el día, podría bombardear este blog con tanto que tengo adentro.

Ayer fue mi cumpleaños numero 26, fue un cumpleaños cargado de emociones y sorpresas, uno de los mas familiares después de mis 15s, he estado pensando que voy a morir, últimamente ando con una euforia hasta rara.

Fue bonito compartir con la familia y que tuvieran tantas atenciones conmigo, fue bueno recibir llamadas inesperadas y fue lindo sentirme sorprendida por personas de las que no espere nada, personas que en años anteriores quizá no fueron tan especiales en esa fecha especial para mi, mi cumpleaños, pero como suelo decir, la vida sola se equilibra y te da revanchas, permite que perdones y te regala nuevas y bonitas experiencias en el tiempo perfecto.

Fue bueno sentirme acompañada, aunque sea algo pasajero, algo que en unos días ya no este, y que seguramente dejara un vacío y un sinsabor en el alma, pero que hoy viví y trate de disfrutar al máximo.

A mi madre por darme la vida y ayudarme a ser lo que soy a hora, a la familia, que como dice la canción, "que a pesar de los problemas, familia es familia", a las amistades y a ella a pesar de todo, gracias por estar en este cumpleaños.

(Comida rica, lo que mas disfruto!)


Eliiana García

lunes, 21 de julio de 2014

13 Meses.

13 Meses seria un buen titulo para una canción, pero mientras aprendo a tocar guitarra y a componer, simplemente escribiré por estos trece meses a tu lado.

La vida me a puesto una prueba muy grande, una relación a distancia, de esas en que nunca me vi, que quizá en ocasiones critique y que nunca pensé tener o no por tanto tiempo, hace 8 meses no te veo, ni te toco, ni te beso, ni te siento, ni te miro fijamente a los ojos, pero sigues tan gravada en mi, esas pocas pero sustanciosas noches y días a mi lado, te bastaron para tatuarte en mi alma, para impregnarte en mi ser, y ahora se que eres tu con la que quiero estar, la que vería partir, pero siempre esperaría, con ansias, con desespero y con amor.

Ha sido mas difícil de lo que cualquier relación puede ser, pero acá estoy, acá estas y acá estamos, con tus errores, con mis errores, pero con ese amor, que a pesar de las dificultades, nos mantiene firmes, nos mantiene en pie y nos levanta cuando caemos.

Hoy ya son 13 meses de estar a tu lado, aunque sea en la distancia, dice una frase por ahí, en la distancia se acercan los corazones y se que el tuyo y el mio, mas que cerca, están entrelazados.

Gracias por tanto.

Trece meses. ♥

Eliiana García

jueves, 10 de julio de 2014

Días buenos.

Debo confesar que a pesar de todo me siento en los días buenos, en una buena racha, quizá no ha pasado nada diferente, quizá todo sigue igual, pero muy en el fondo, siento algo de tranquilidad y esperanza, y pensar que hace menos de un mes estaba pasando por una crisis bastante fuerte, el estudio, mi amor, mi familia, todo se tornaba oscuro, tan oscuro que tuve que asistir a psicología, para tratar de encontrar una luz, una salida, y aunque nada ha cambiado, me siento bien.

Quisiera mostrarle a ella que todo va a ser mejor aunque no tenga la certeza de que así será, ella no esta bien y yo quisiera hacer algo por ella, y aunque me lleno de palabras de motivación y las convierto en la repetición de la repetidera, es claro que para ella no son días tan buenos y yo quisiera hacérselos buenos y se que no es tan fácil, porque al igual que yo, ella quiere tener sus cosas materiales, quiere progresar, quiere avanzar, personal y profesionalmente y pareciera que las cosas no salen como quiere, pero para mi son días buenos y quiero trasmitirle un poco de esa serenidad que gracias a Dios me acompaña.

Mi mamá volvio de viaje, debo confesar que su presencia ha hecho que tenga días buenos, ella es mi motivacion y mis ganas de salir adelante, tenerla cerca me hace fuerte, verla contenta me hace feliz.

Mi trabajo sigue igual y mi estudio también para no alarmarnos, tengo claro que tarde o temprano creceré profesional y personalmente, y por ahora tengo la motivación para lograr que eso sea una realidad mas temprano que tarde.

Son días buenos, en los que me siento tranquila, a pesar de que no duerma bien en las noches, a pesar de que económicamente no tenga buena fluidez y a pesar de que al parecer todo sigue siendo incierto, son días buenos, en los que quiero mantenerme con calma por esos días malos, en los que tanta cordura perdí, en los que a ella ofendí, en los que temí y perdí la esperanza, por estos días buenos vale la pena escribir.
Eliiana García

martes, 10 de junio de 2014

El tiempo de Dios

He escuchado eso de que "El tiempo de Dios es perfecto", entendiéndolo como, todo pasa cuando debe pasar, en el momento indicado, en el tiempo de Dios, y si pasa así, es porque así debía pasar.

Si un trabajo no llego cuando querías sino después, si una oportunidad, un amor que tanto esperaste no llego cuando mas lo necesitabas sino cuando menos lo esperabas, era porque Dios así lo decidió, porque hay un tiempo para todo y porque el tiempo de Dios es perfecto.

He querido muchas cosas y he pensado, porque no pasan?, aun quiero muchas cosas y pienso porque no las tengo?, es claro que Dios dijo ayúdate que yo te ayudare, no se puede pretender que como el tiempo de Dios es perfecto y todo llega cuando debe llegar, nos debemos quedar cruzados de brazos esperando ese tiempo, simplemente hay que luchar y saber esperar.

La vida me ha dado oportunidades, unas aprovechadas otras no, me ha quitado personas y me ha traído unas nuevas, me ha confundido, y me ha alegrado, ahora que veo las cosas que se van, las cosas se quedan, o cosas simplemente están a la espera, entiendo que todo va a pasar en el momento indicado, como las situaciones que antes pensé que no pasarían, comienzan a pasar ahora.

Hoy quiero pensar en que se que todo llegara en el momento indicado, graduarme, independizarme, tener carro, vivir con ella, tener un buen empleo, estudiar algo que me apasione mas, viajar, pero que por ahora debo ser paciente e ir paso a paso, sabiendo que todo esta en la capacidad en como afronte las situaciones y luche por mis metas y sueños y confiando en que Dios pondrá todo en mis manos a su debido tiempo.


Eliiana García

martes, 3 de junio de 2014

Ex

Ayer pensé en escribir esto, pero después dije, naaah!.

Hoy es un martes con cara de lunes y como no tengo ganas de trabajar me decidí a escribirle a esas "Ex" por alguien en especial.

Según la RAE, Ex: ante puesta a nombres de persona, de sus cargos o cualidades, denota que los tuvo y ya no los tiene la persona de quien se habla. Por antonomasia, persona que ha dejado de ser pareja sentimental de otra.

Bueno si, voy a hablar de esas personas que fueron y ya no son, que han dejado de ser, de esas que han pasado por este blog o de las que quizá nunca tuvieron una entrada en el, de esas que ame con pasión, con ilusión, de esas que simplemente ya no son.

Antier vi a una Ex, podría decir "Mi Ex", pero "mi" es un pronombre posesivo y en realidad las ex no son de propiedad de uno y ni las novias lo son, en fin, sin desviarme mucho, antier vi a una ex, he hablado con muchas y me he visto con muchas, pero esta es especial, hace mas de un año no la veía, si acaso una foto, si acaso alguna que otra cosa pude saber, pero no como la vi antier, en carne y hueso.

Mi novia me pregunto, que sentiste?, pensé muchas cosas, no se puede negar la existencia de algo que paso y se disfruto, de algo que no funciono, de algo que me ilusiono, me movió el corazón, de algo que en ocasiones me dolió y muchas cosas mas, pero que aun recuerdo la manera en que termino y no fue la mejor, fueron 5 segundos de una mirada sostenida, no pude sentir rencor en su mirada, como muchas veces la sentí, pude ver una mirada mas amable, quizá me haya equivocado, pero fueron 5 segundos en los que dije mil cosas sin decir y escuche mil cosas sin oír, respecto a lo que sentí, no podría precisarlo, pero se que no fue algo malo.

Pensé por un momento en todas las cosas que uno vive con una persona y que al final solo quede una mirada en silencio y el sinsabor de muchas palabras atoradas, de muchas palabras que nunca llegaron, de que no la puedas abrazar o saludar o reír por el simple hecho del dolor de algo que no pude ser.

Y pienso en ellas también, esas que no volví a ver y que ni siquiera extraño, esas que extraño y no volví a ver, esas que veo a diario y ni recuerdo bien el tiempo de la relación, esas con las que hablo que causaron dolor, pero que al final todo pudo ser superado, esas a las que cause daño y aleje de mi, todo por un solo propósito, saber que el presente es ahora, que lo mejor esta por venir y que todo eso que se fue antes, dio paso a lo de ahora y lo de ahora dará paso a lo mejor de mañana.

Aunque dicen que del amor al odio solo hay un paso, en mi corazón solo guardo lo bueno que quedo, Ex, un pedacito de alguien que queda en el corazón.


Eliiana García

miércoles, 21 de mayo de 2014

¿Votar en blanco?

Yo se que para la finalidad de mi blog, un escrito como este es algo "fuera de lugar", pero al fin y al cabo es mi blog y sirve para expresar mis sentimientos o pensamientos.

Este próximo domingo se realizaran las elecciones para presidente en mi país, sinceramente y como dirían las abuelitas "no hay de que hacer un caldo" y votar en blanco seria la mejor opción, pero después de todo valdrá la pena votar en blanco y dejar que otros personajes mas indeseados se suban al poder?.

Santos o Zuluaga, de solo pensarlo me da risa y se que ninguno de los dos es la opción, Clara Lopez o Martha Lucia, me gustaría votar por una mujer, pero evidentemente no seria por Martha Lucia y Clara Lopez me gustaría por una política diferente, pero ella como persona aun no me convence, (otra historia seria si por el Polo estuviera Jorge Robledo), me queda Peñalosa, Peñalosa no es tan malo después de todo y ha hecho cosas buenas, pero no se que tan bueno sea como presidente, es un dilema completo estas elecciones.

Y si voto en blanco?, había mantenido mi postura sobre votar en blanco, pero con todo lo sucedido y con el montón de mamertos desmemoriados que hay en mi país, votar en blanco solo serviría para darle alas a unos candidatos como Santos o Zuluaga, porque en este país a parte de ser desmemoriados, son mas uribestias de lo que uno se imagina, y eso lo descubrí en las elecciones de cámara y senado, entonces eso de votar en blanco se me esta volviendo una opción no muy acertada porque quizá mi voto aunque quedaría como una voz de rechazo para esos candidatos que no sirven para nada, también quedaría en eso, en blanco y poco o nada aportaría en las elecciones.

Mi opción estaba "Clara", pero se que ella no quedara, entonces quizá vote por Peñalosa porque es el menos "pior" y por el que de pronto la demás gente cuerda piense votar, así se le podrían dar alas a un candidato diferente y menos corrupto que los demás.

Lo único cierto es que no quiero un Santos, ni un Zuluaga, que es mi segunda votación, y que así como en la primera no me equivoque aunque de nada sirvió (Yo vote por Mockus!), en esta quisiera que sirviera de algo mi voto, porque sea quien sea quien gane, los otros cuatro años igual tendré que lucharla por conseguir mis cosas, pero si quisiera algo diferente a las mismas peleas políticas, las mismas desigualdades, los mismos paros, la misma corrupción, algo diferente a los ricos mas ricos y los pobres mas pobres, no se si Clara o Peñalosa pero lo único que tengo claro es la pregunta: ¿votar en blanco, sera la solución?.

Al fin y al cabo: “Votar es elegir en secreto a quien te robará públicamente.”


Eliiana García

lunes, 12 de mayo de 2014

Esperar

Hace rato no escribía y la ultima vez que lo hice no lo hice en muy buenos términos.

Tenia esta entrada pendiente y hoy es de esos lunes en los que quise escribir y vine a terminarla.

Dicen por ahí: "Si ya espero lo mas, espere lo menos", y bueno así debería aplicarlo, últimamente ando muy entusiasmada o enamorada o a la expectativa o todas las anteriores, ella termina de estudiar  de cierta forma podría haber mas posibilidades de estar mas cerca, mas juntas y entonces me pongo a pensar en lo que a veces espere, en lo que espero y lo que tendré que esperar (y si, mis dos entradas antes de esta plasmaban la tristeza de un final, pero a veces el amor es mas grande que cualquier tipo de dificultad y dos personas que se aman, inevitablemente están destinadas a estar juntas y superar dificultades.)

Volviendo al tema de "esperar", esperar para mi se ha convertido en una constante, digamos que de cierta forma espero que todo cambie, respecto a mi relación con ella, espero por verla, por tenerla, espero por estar juntas, y a veces esperar es malo, a veces simplemente pienso que debería vivir mas y esperar menos, no podría pasarme la vida esperando a que algo suceda, sin saber si sucederá o no.

Pero por ella espero, por mi espero, por nosotras espero, me he dado cuenta que tal vez en ocasiones hay que ser pacientes, hacer las cosas y simplemente esperar, es como cuando siembras, primero siembras, cuidas, esperas y luego recoges los frutos, esperar a veces es difícil, pero quizá si se hace de buena forma los frutos que se recojan serán el sabor dulce a tanta espera.

Hoy sigo esperando a que algo extraordinario suceda entre las dos, que estés aquí, que yo este allá, o que estemos donde estemos, podamos estar juntas, las dos, tu y yo, por fin compartiendo tantos momentos que hemos estado esperando, que formalicemos o simplemente que disfrutemos de cada día, hoy solo se que puedo esperar y podría esperar después, tan solo si tengo la certeza de que te tengo aquí aunque estés allá.

Te adoro!.


Eliiana García

lunes, 14 de abril de 2014

¿Me voy?

Pensé tener claro eso de quedarme, insistir, persistir, resistir y no desistir, dicen que si te terminan, simplemente debes irte lejos, pero resulta que en ocasiones soy terca, o quizá el corazón te empuja a luchar por algo que no se puede dejar ir o morir tan fácil y entonces me calmo y trato de pensar en quedarme, en intentar, en recuperar, pero a veces pasan cosas, una palabra, un acto, una actitud, que te deja en la cabeza la inquietud de, me voy?, me quedo?, lo que tenia tan claro de quedarme ahí hasta que ella decida volver, ahora se me vuelve confuso, y si acaso no hay marcha atrás? y si simplemente esta es una desicion definitiva y lo único que voy a lograr es herirme mas al mantener la ilusión de algo que ya no va a ser.

Y si me voy? y si renuncio y si simplemente desaparezco, me debato entre tantas cosas, entre el amor, la razón, el dolor, un adiós...

Y no me iría como la victima, porque se que soy la causante de todos los males en esta relación, por no saber amar, por ser egoísta, por pensar en mi, por exigir, por no ser paciente, y quien sabe cuantas cosas mas, quizá por eso sigo acá, intentando, pensando que nada de esto es cierto, tratando de remediar, pero seguramente solo me quede el peso de haber dañado lo único bonito que tenia, lo que me daba ilusión, lo que quería para siempre, aunque cada vez la vida me enseñe que el para siempre no existe.

Y aunque el corazón me tenga acá, el sentimiento me impulse a no perder, el cuerpo que extraña me diga que lo siga intentando, en la mente esta solo una pregunta: "¿Me voy?"...


Eliiana García